Mexico, un país de contrastes | KPMG | MX

México, un país de contrastes en una región cargada de retos

Mexico, un país de contrastes

Roberto Cabrera, Socio Líder Nacional de Asesoría de KPMG en México, asegura que existen cinco temas fundamentales en los que las empresas y gobierno deben trabajar para superar las desigualdades que persisten en nuestro país: combate a la corrupción, seguridad pública, impulso a las reformas estructurales, disciplina macroeconómica y consolidación de la relación México - Estados Unidos. Estos cinco desafíos también están presentes en la mayoría de los países que forman parte de América Latina; superando estos retos se podrá detonar el potencial de crecimiento de la región.

1000

Socio Líder Nacional de Asesoría

KPMG en México

Contacto

Contenido relacionado

No hay duda de que México es un país de inmensos contrastes. Estos se pueden visualizar en diferentes ámbitos sociales, políticos, económicos y geográficos.

 

Basta con comparar el espectacular crecimiento que han tenido sectores como: telecomunicaciones, financiero, aeroespacial y automotriz, versus la contracción de la industria de la construcción pesada o de energía petrolera. O bien la pujante región del Bajío versus el Sureste de México. Esto se replica en la región de América Latina.

 

La discusión es más compleja que únicamente limitarnos a decir si estamos o no en crisis; esa es una cuestión sin fondo y sin respuesta. Nuestro debate debe girar sobre cómo generar enfoques innovadores y soluciones, desde todos los puntos de vista y aristas posibles, para resolver nuestros problemas y las inequidades de México y de Latinoamérica.

 

¿Qué debemos hacer? Existen cinco temas fundamentales en los que hay que trabajar:

 

  1. Combatir la Corrupción. Este es un asunto que preocupa tanto a la sociedad, como a la comunidad empresarial que, de acuerdo con nuestro estudio Perspectivas de la Alta Dirección en México 2017, es la primera necesidad de los líderes empresariales para el crecimiento y la competitividad de los negocios.
  2. Estado de Derecho y Seguridad Pública. México, como país, y la región Latinoamericana, tienen una gran área de oportunidad en esta materia, y los esfuerzos para garantizarlos deben ser aún mayores. 
  3. Continuar la implementación de las Reformas Estructurales. Aún están por verse los efectos de la importante transformación que nuestro país emprendió hace unos años. Todas las reformas son perfectibles, pero ahí están y estamos seguros de que traerán grandes beneficios si profundizamos en ellas. Otros países de la región deberán emprender estas reformas, aprovechando el conocimiento y experiencia de México y otras naciones.
  4. Mantener la disciplina y consistencia macroeconómica. Esta es una de las tareas más importantes para generar mayor estabilidad en nuestro país, y así detonar nuestro potencial, lo mismo que en Latinoamérica.
  5. Consolidar la relación México-Estados Unidos, y aprovechar de mejor manera los acuerdos comerciales que hoy tenemos firmados, con América Latina.

 

¿Cómo debemos trabajar en estos importantes temas?

 

Para avanzar en soluciones en todos los puntos anteriormente mencionados, es vital que gobierno y comunidad empresarial trabajen en conjunto en:

 

  1. Innovar para romper paradigmas y estar a la altura de los tiempos. Las empresas y los gobiernos deben entender que el mundo está enmarcado en un nuevo paradigma, que hay que afrontar con el arma de la innovación en la educación, en el combate a la corrupción, finalmente en el modelo de negocio o de gobierno.
  2.  Centrarse en el cliente o en el ciudadano. Esta es una estrategia crítica en la medida en que los consumidores de productos y servicios se han vuelto más sofisticados, más exigentes, por lo tanto, son menos fieles a las marcas y, de la misma manera, son más críticos de los gobiernos.
  3. Usar la tecnología como un medio para lograr disrupción, y así resolver problemas. Nuevos factores como la digitalización, la movilidad, el uso de Data & Analytics, la inteligencia artificial, pueden ayudar a crear hechos disruptivos que generen soluciones tanto para las empresas, como para los gobiernos.
  4. Crear una cultura que promueva la intolerancia a la ilegalidad y la recompensa a la ética y la innovación. Sin duda, esta es una gran tarea no solo para México, sino para gran parte de los países que conforman América Latina.

 

Si los ciudadanos, gobierno y empresa privada trabajamos en beneficio de alcanzar estas metas, daremos pasos hacia la reducción de las brechas que existen en nuestro país, disminuir los contrastes que imperan en ciertas industrias, sectores y regiones, y podremos contribuir con la construcción de un mejor país y una mejor región.
 

KPMG participa en el WEF LATAM

KPMG es socio estratégico del WEF LATAM. Estar presentes es una oportunidad de aportar enfoques innovadores para la comunidad de negocios de México.

 
Leer más

Contáctenos

 

Solicitud de propuesta de servicios

 

Enviar